Pequeñas reformas para revalorizar tu casa. | El portal inmobiliario de los bancos
No hay comentarios

Pequeñas reformas para revalorizar tu casa.

Lo más seguro es que más de una vez, te hayas planteado realizar alguna reforma en tu casa para mejorarla. Creemos conveniente, que con el paso del tiempo, se lleve a cabo algún cambio para renovar el aspecto de tu casa y a su vez, conseguir revalorizarla.

 

Muchas veces, nos conformamos con un cambio de muebles, otras con un cambio de color en las paredes, pero sabemos que no es suficiente y hacer una pequeña reforma, conseguirá darle un aire nuevo a tu hogar.

Es evidente, que los cambios a veces asustan y más cuando tienes que hacer un gasto económico, pero estamos convencidos que al final, merecerá la pena. Tampoco tienes por qué hacerlas todas de golpe, aunque ya que te pones, es lo mejor, así notarás su efecto de forma instantánea.

Te vamos a orientar y vamos a empezar por aquellos cambios que puedes hacer, de menor impacto a mayor. Piensa que todo lo que hagas, además, repercutirá en un posible incremento en el precio, en el caso que desees vender o alquilar tu casa.

  • Puedes empezar por el color de las paredes, la iluminación y los textiles.

Puede ser el momento perfecto para atreverte con un cambio en la pintura de las paredes, incluso probar con papel pintado.

Además, puedes mejorar la iluminación de tu casa, colocando nuevas lámparas, con bombillas más eficientes, que iluminan más y consumen menos.

Aprovecha también para cambiar cortinas, ropa de cama o fundas de sofá, así conseguirás darle un toque distinto a tu casa, por muy poco precio.

  • Si hay un aspecto que creemos importante tener en cuenta, ese es el espacio de almacenaje. Tenemos la costumbre de acumular de todo, por lo que es la ocasión perfecta para hacerte unos armarios empotrados en las habitaciones e incluso en el pasillo, que te dará espacio extra, para almacenar de todo.
  • Con la ayuda de profesionales, puede que sea factible realizar una redistribución de los espacios, como mover o quitar algún muro, para ganar amplitud en determinadas estancias.
  • Lo siguiente, ya sería meternos de lleno en los baños y la cocina. Aquí si que requiere de una reforma mayor, pero es que son las estancias que más se desgastan, en las que los posibles compradores más se fijan y por tanto, las que más reformas sufren en el cómputo general de las viviendas. Desde cambiar sanitarios, distribución, bañera por ducha y los materiales en el caso de los baños, hasta ampliar el espacio de la cocina, diseñar una nueva o cambiar muebles y electrodomésticos.
  • Aprovechando que ya estás metido en una reforma, cambia el suelo por otro más atractivo, como puede ser la tarima o parquet, que aportará calidez y confort a tu hogar.
  • Y por último y no menos importante, apuesta por la eficiencia energética, cambiando ventanas por unas con mejor aislamiento térmico y acústico y plantéate incluso, instalarte placas solares, para un mayor ahorro energético.

 

Si estás convencido para cambiar el aspecto de tu casa, siguiendo los consejos que te hemos dado, parecerá que estás viviendo en una casa nueva y a su vez, estarás incrementado el valor de tu casa en torno a un 25%. No te lo pienses más y “estrena” casa por muy poco.